Reciclaje, Sociedad y Diseño.

Visión de una creadora apasionada.
Parte II

Baux world, Suecia.

¿Qué ha pasado con ese hilo conductor que nos mueve día con día? ¿Por qué, muy pocos lo contenemos? ¿El diseñar con sentido SOCIAL, qué lugar ocupa? ¿Nos volvimos individualistas?

Son cuestionamientos que rondan por mi mente. Por qué no nos atrevemos a diseñar productos más humanos, capaces de combinar objetivos medioambientales.

Muy pocas personas conocen acerca de los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible de la OMS los cuales existen hace un par de años. Desde la época de los ’70, se empezó hablar sobre el diseño sostenible pero se veía como algo muy sui géneris en la sociedad, y ahora es algo REAL en la vida cotidiana y su impacto en la naturaleza.

En The Green Imperative, por Papanek trató temas como la influencia de los materiales, el transporte, el proceso de producción, el gasto, el montaje de los productos y el diseño para el desmontaje y habló que, en el siglo XXI se necesitarían diseñadores especializados en temas medioambientales. Que la educación de diseño se debía basar en métodos e ideas ecológicos. Sólo han quedado en sueños escritos sobre papel, y muy poco de eso se ha ejecutado.
Por muchos años ha sobresalido la estética sobre el diseño con sentido. Será porque el diseño con materiales reciclados carece de estética de acuerdo a nuestra percepción de lo bello; Estaría genial equilibrar lo ecológico con algo muy atractivo, funcional y con un vínculo emocional. Hay mucho potencial, en nuestros residuos tanto orgánicos como inorgánicos que para muchos es difícil de percibir.

¿Qué nos estamos haciendo como Sociedad? Sigo cuestionándome… Se decía que, en el siglo XXI, se necesitarían diseñadores especializados en temas medioambientales. Que toda educación de diseño se debía basar en métodos e ideas ecológicos. Esto incluía llevar a cabo estudios de biología, antropología, geografía cultural y otros campos afines. El futuro del diseño era el de convertirse en una síntesis entre varias disciplinas de matriz socioeconómica y política y, sobre todo, servir de apoyo a la sostenibilidad de la vida del planeta.

Una utopía ambiciosa ¿no? Se trata de establecer un nuevo estilo de vida, un pensamiento holístico en donde no sólo la estética sea la protagonista en todo diseño de moda, industrial, gráfico o arquitectónico. Se trata de repensar hacia dónde nos dirigimos, cómo podemos aportar algo positivo a nuestra Sociedad, tomando el papel que queramos tomar.
Una de las marcas que trabajan cuidando la naturaleza y no en contra de, es Baux (imagen) quienes están desarrollando y comercializando paneles acústicos a base de fibras de madera mezcladas (lana de madera) con cemento y agua. Baux tiene como filosofía la idea de que construir materiales debe ser sustentable, sorprendentemente funcional y realmente bello.

As Rosi Braidotti in the video “Becoming animal” said, “We are going into a Complex Society (…) What forms of knowledge have we been constructing for live well together.

Para saber más:

Papanek, Victor: Diseñar para el mundo real. Ecología Humana y Cambio Social; www.monográfica.org.

I am a human looking for being respectful with nature an agent of change and industrial designer. born in Mexico City.

I am a human looking for being respectful with nature an agent of change and industrial designer. born in Mexico City.